sábado, 30 de junio de 2018

MANUEL TOHARIA: LA CIENCIA SIEGA LA "HIERBA RELIGIOSA"




Según 

Manuel Toharia

divulgador científico español

"LA CIENCIA VA SEGANDO LA HIERBA DE LA RELIGIÓN"

 
Acceso al Bosque Petrificado en Valcheta
Provincia de Río Negro
Argentina
Foto
Marc Pesaresi
______________


El diseño del Universo no parece haber sido diseñado con inteligencia

"Lo malo es que el diseño de las cosas más complejas de los seres vivos dista mucho de ser inteligente; lo más que puede decirse es que funciona. Pero a menudo de forma ineficiente, imperfecta, llena de fallos… Un ejemplo un poco básico: ¿de verdad alguien cree que la forma de conseguir descendencia humana mediante el parto es la más inteligente posible? Puestos a hacer bromas, me parece más inteligente lo de las aves: pones el huevo, y luego lo incubas fuera, en lugar de incubarlo dentro del organismo femenino"

Manuel Toharia
Divulgador científico español

En este punto uno se pregunta: ¿con cuál otro Universo compara Toharia al nuestro? Porque, para afirmar que el cosmos presenta un diseño "poco inteligente" necesariamente debió compararlo con otro que tenía apariencia "inteligente".


 
Guy Consolmano, astrónomo norteamericano, ha escrito sobre los divulgadores que pregonan la falsa guerra entre ciencia  y religión:

"Tanto al ateo que insiste en que la religión no es más que una fuente de mal, como para los fundamentalistas religiosos que insisten en que la ciencia es la fuente de todos los males. Ambos pretenden que el mal no está en ellos, sino en los otros. Es, de algún modo, una respuesta ante el temor.  
El fundamentalismo es una respuesta al miedo. Si tienes miedo de la religión, estás afirmando que no tienes fe en tu ciencia. Y si temes a la ciencia, estás afirmando indirectamente que no tienes fe en tu religión. En el fondo tú no tienes fe en la verdad. Yo creo que la causa (de que se intente establecer una guerra entre ciencia y religión) es el temor.

Los científicos que no tienen ninguna preparación filosófica y tratan de filosofar, hacen el ridículo. Lo hemos visto en muchos libros, y se los venden en su gran mayoría a personas que de antemano desean estar de acuerdo con ellos. 

Por otro lado, las personas creyentes que no tienen ninguna preparación científica, hacen igualmente el ridículo cuando intentan hablar sobre ciencia. Ellos también están intentando vender libros a personas que ya están de acuerdo con ellos.

La ironía es que la gran mayoría de las personas religiosas no son fundamentalistas, e incluso están de acuerdo con la ciencia y la asumen. Y la gran mayoría de científicos están felices con la religión.
Pero nosotros (...) hemos permitido que el debate público sea dominado por las personas que están tratando de venderte algo, sea de un extremo o del otro. Y la gran mayoría de las veces, lo que están intentando vender no tiene nada que ver ni con la ciencia ni con la religión". (Citado del blog Dios y la Ciencia. Para acceder, click AQUÍ)
______________


¿La ciencia en guerra fría contra la religión? 

Según informa El País, Toharia tiene “larga trayectoria como divulgador científico en prensa y televisión y ha dirigido instituciones como la Ciudad de las Artes y las Ciencias o el Museo se Ciencias Príncipe Felipe. En Historia mínima del cosmos (Turner), Toharia explica “cómo ha cambiado nuestra concepción del universo a lo largo de la historia pese a chocar una y otra vez con el prejuicio religioso. (Como si no existiera el prejuicio científico ¿será que los hombres de ciencia no son humanos?).

Comencé a leer el reportaje, que reproduzco más abajo, con interés. Ya de entrada Toharia algo quería decir cuando expresó “La ciencia va segando la hierba de la religión”. La frase es notable. Nunca había leído algo igual. Si hasta tiene una afectación poética ¿verdad?

-Oh, qué fuerte…, -pensé en voz alta luego de leer -. Ya se le escapó el gnomo intransigente. ¿Cómo es eso que la ciencia poda la religión?

1. Ricardo de Querol, quien lo entrevista, pregunta a Toharia:

P. Algunos dicen que los científicos se exceden al entrar en el terreno de lo espiritual. Lo llaman “imperialismo científico”.

R. Un científico no debe entrar en el dominio de lo religioso; al menos no como científico (como persona, claro que tiene todo el derecho de hacerlo). Son planos completamente diferentes de pensamiento. En uno, la ciencia, se aplica la racionalidad y la lógica; en el otro, la religión, se cultiva el seguidismo acrítico de creencias indemostradas e indemostrables.

Bien, correcto. Conviene no entremezclar ciencia con religión. Como tampoco es conveniente declarar que entre ambas existe una "guerra a muerte" porque tal cosa no es verdad. Existen tanto de un lado como del otro, personas con prejuicios pero esto no significa que exista una guerra deliberada entre ambos grupos. Al contrario, muchos científicos son religiosos. (Para entender porque la guerra ciencia vs religión es un invento moderno, click aquí).

En esto concordamos aunque, justo es reconocer, existen puntos de contactos en forma de colaboración entre ciencia y teología. Sobre todo en las áreas de cosmología, medio ambiente, paleontología y arqueología, historia, etc. Ahora, lo que sí me interesa es el modo como se expresa Toharia; el tipo habla de religión en un sentido peyorativo. “Seguidismo acrítico de creencias indemostradas e indemostrables”. (Que frases tira Toharia, en verdad, se esfuerza el veterano). ¿Cuál será la ideología de Toharia¨?

Supongamos que es un escéptico -ni siquiera lo llamo partidario del reduccionismo materialista- aún así estaría en problemas para divulgar certezas. Porque el verdadero escéptico postula que no existe un saber firme, ni puede encontrarse una opinión segura.

Supongamos que es ateo: ¿ cómo puede demostrar la no existencia de Dios o de los dioses si la ciencia no aborda lo trascendente?

Quizás sea agnóstico. ¿Cómo se atreve entonces a plantear desde una postura cuando un agnóstico no esta seguro si hay o no hay un Dios o dioses tutelares?

Le doy la razón al viejo y acepto que no todas las religiones son muy buenas. De repente te atrapa una secta diabólica como los Testigos de Jehová o algún colectivo guiado por algún psicópata integrado con buena llegada a la gente desde lo espiritual y te complica la vida. ¿Pero todas son malas? Algunas sí, otras no.

Ahora preguntémosnos:  ¿acaso en la ciencia esta libre de enrolar individuos peligrosos para la humanidad? ¿Acaso entre los ateos o agnósticos o escépticos o adoradores del saber científico no hubo o hay pederastas, pedófilos, borrachos, infieles que engañan cónyuges, mentirosos, ladrones, estafadores,machistas, asesinos y psicópatas? ¿Solo en la religión se encuentran estos individuos? 

Tengo la certeza que no todas las religiónes son la porquería que nos quieren hacer creer. Y en esto hago una distinción: Por lo general son las personas quienes hacen la práctica religiosa mala o muy mala o lo contrario y lo mismo sucede en el ámbito de la ciencia

Primer ejemplo: En religión quién hace la diferencia a favor del bien o del mal es el hombre.

Resulta que yo trabajo en un Museo. Esta realidad me ha permitido entrar en contacto con Mapuches y algunos Tehuelches. Estoy convencido, deben ser  de los pueblos más espirituales que existen. El misticismo que poseen es asombroso. Su religiosidad, cuando se la observa en detalle, es útil para aproximarse a la naturaleza y desarrollar modos de vida. En la actualidad, sobre todo los Mapuches, reconocen en ella la obra de Ngenechén, Dios creador y tutelar.  En este sentido, se puede decir que la religión ha servido para cohesionar ideas y tener una visión más respetuosa del entorno natural y servirse de él por generaciones.

Ahora bien: si hubo algún Lonko (líder o Cacique) que participara en matanzas de enemigos tantos aborígenes como de mestizos o blancos, no significa que todos los indígenas fueran asesinos a los que les gustaba beber y dedicarse mediante malones, a participar en escandalosos latrocinios. En este punto tendremos que hacer una distinción entre religiosidad o espiritualidad aborígen y las actitudes de la tribu. La religiosidad indígena por lo general, no inducía a la guerra sino que era la pérdida de los territorios los que los obligaba a pelear.

Sin embargo, mucho más al norte, en el actual México, estaban los Aztecas. Y esta gente sí era impulsada a actos muy crueles contra otras personas por creencias religiosas. De modo que, no tiene sentido negar que la religión, dependiendo de sus preceptos, normas o dogmas, puede ser muy buena como muy mala para el individuo.

Del mismo modo, hubo ateos como Niemeyer quién, como arquitecto, no dudaba en diseñar iglesias católicas y también hubo pervertidos y degenerados como Beria (a este palurdo ateo le gustaban las nenas menores de edad) y asesinos como Stalin y Mao o bien, secuestradores de millones de personas como los líderes  de Corea del Norte.

Segundo ejemplo: En ciencia quien hace la diferencia a favor del bien o del mal es el hombre

La ciencia no siempre ha sido generosa con la humanidad. A veces, le fue hostil. Hubo casos donde, verdaderos criminales, fueron perdonados porque su conocimiento científico favorecía cierta industria propia.

Los alemanes que diseñaron los cohetes V1 y V2 fueron  asesinos que sabían que sus productos estaban destinados a matar civiles ¿ les importó a las potencias el currículo criminal de estas personas? Claro que no.

Wernher von Braun, uno de los padres de la cohetería moderna, en el afán de desarrollar sus ideas no trepido en enrolar en las SS y más tarde, trabajar para los norteamericanos. En este punto el ingeniero olvidó rápido las bombas incendiarias que calcinaron miles de inocentes alemanes. En el particular acento argento, "no le importó un comino" que sus nuevos benefactores se cargaran miles de sus paisanos. Quedó libre de toda culpa luego de haber hecho estallar civiles ingleses, porque "fue obligado" a hacer lo que hizo, por las circunstancias. Hoy se lo recuerda como un gran hombre, benefactor de la humanidad, que hizo posible que la bandera yanqui flameara en la Luna. ¿Y qué de los que diseñaron armas químicas, bacteriológicas, etc.? Ah, seguramente Toharia aquí no tiene nada que decir. O a lo mejor sí. Sería interesante saber qué piensa de la ciencia aplicada al desarrollo de la maldad. Por supuesto, no todos los científicos fueron malas gentes. Lo mismo sucede en el ámbito espiritual. No obstante así como hubo verdaderos depravados en religión otros fueron modelos de virtud. En la ciencia ocurre lo mismo. Citaré dos ejemplos:

Vitali Guínzburg, un activista ateo, físico y muy conocido por sus contribuciones a en superconductividad y superfluidos. Vitali, luego de observar los desastres que podrían provocar el armamento nuclear, se convirtió en activista a favor de la paz.

Edward Teller, un húngaro naturalizado estadounidense. Fue un ateo convencido que descolló en el desarrollo de armamento nuclear para su patria adoptiva. Adquirió fama por denunciar a un colega, también físico, durante la llamada Auditoría de Seguridad promovida por el F.B.I. En el transcurso de las comparecencias, acusó a Robert Oppenheimer, uno de los padres de la bomba atómica, de trabajar encubierto como espía del comunismo. Teller, con el apoyo del jefe del F.B.I J. Edgar Hoover, le hizo la vida imposible a su colega amargándole la existencia.

Como consecuencia, Oppenheimer fue expulsado del desarrollo nuclear norteamericano. Esto permitió al húngaro co-producir nada menos, que la bomba de Hidrógeno. Cabe acotar que Oppenheimer se oponía al desarrollo de semejante arma. A Teller le molestaba esto porque impedía la construcción de un arma de destrucción masiva que pusiera freno a OTROS ATEOS pero que enrolaban en el bando comunista. (Me refiero a los científicos rusos que trabajaban en el área nuclear). Oppenheimer era merecedor de un poco de respeto, pero esto lo tuvo a Teller sin cuidado. Le buscó la vuelta al asunto hasta que finalmente quitó su estorbo del camino. Teller se convirtió en un activista a favor de la intranquilidad.

Como vemos, Toharia inclina la balanza con pesas falsas. Se olvida que los hombres tienen luces y sombras. 

Por supuesto, que gente como Teller haya pensado en fritar millones de almas con armas nucleares cada vez más poderosas, no implica que todos los físicos sean asesinos que aprovechan  la oportunidad proporcionada por la doctrina de la Seguridad Nacional, para desarrollar armamentos de destrucción masiva. (Hay más ejemplos pero se requiere un libro para enumerarlos y por falta de espacio contraste a dos). Muchos hombres de ciencia, como Carl Sagan también ateo por ejemplo, se dedicaron a oponerse a este tipo de armamento.

Conclusión: en religión es posible encontrar gente cruel como Torquemada o piadosa como Antonio Abad. Lo mismo sucede en la ciencia. Existen personas que harán cualquier cosa con tal de adquirir fama académica y otros que no. La Religión y la Ciencia son disciplinas que hacen preguntas y buscan respuestas o resultados, siendo los hombres quienes usarán el conocimiento para el bien o para el mal. 

2. Ricardo de Querol, vuelve a preguntar a Toharia:

P. Ha escrito Alister McGrath que el caso de Galileo fue tergiversado, y que es un mito que la religión y la ciencia hayan estado siempre enfrentadas…

R. Hay tantos ejemplos que hasta suena ridículo, dicho así, que la ciencia y la religión no han estado enfrentadas. Otra cosa es que hasta tiempos recientes, y quizá todavía hoy, las religiones hayan ganado siempre por goleada. Resulta cómico ver a la Iglesia católica, o a gente como ­McGrath, decir que Galileo y Copérnico no tenían en sus manos todas las pruebas de lo que afirmaban. No es cierto, pero aunque lo fuese, ¿quiere eso decir que la Iglesia sí tenía pruebas de que la Tierra era el centro del universo? Suena a broma.

Bien, los cristianos somos bromistas natos de lo contrario no se entiende que sea “cómico” lo expresado por McGrath. El dice la verdad: la ciencia se ha enfrentado con la fe en la mente de los ateos y muy recientemente. Antes no existía siquiera el vocablo "científico", inventado en 1833. Toharia no puede ignorar esto. Como tampoco puede objetar que Galileo y Copérnico carecían del instrumental de la profesión del que hoy se dispone. Esa frase "no es cierto" que exclama Toharia es lo más parecido a un aleluya que se oyen en las iglesias pentecostales. Sí, es cierto: Galileo y Copérnico no tenían todas las ventajas de la tecnología y los resultados de sus investigaciones, aunque notable, no carecen por cierto, de la necesidad de enmiendas.

He estado buscando el versículo que diga en las Escrituras "la Tierra es el centro del Universo" y no lo pude hallar. O algún copista lo omitió voluntariamente o bien, tal afirmación nunca existió. ¿De dónde viene la creencia que la Biblia defiende el geocentrismo? Vieja teoría que propone que, todo el Universo, planetas, Luna y Sol, giran en torno a la Tierra. Se le opone el Heliocentrismo, teoría que afirma que el Sol, es el centro del Universo. No vamos a negar que hubo religiosos que defendieron que la Tierra es centro de la Creación pero fueron ALGUNOS no todos. Lo que hoy se asume como verdad, mañana pasa la olvido como un conocimiento importante en su momento pero inservible en el presente. Esto pasa tanto en religión como en la ciencia y si alguien declara que en religión los dogmas son "inmutables" lo mismo sucede con el método científico el cual ha pasado a ser el dogma principal de la ciencia. En resúmen, tal parece que el ser humano no puede vivir sin postulados máximos.

De modo que, lo sucedido con Galileo debe ser enmarcado correctamente como un problema del saber de entonces. Fue una disputa entre católicos que a gente como Toharia le gusta utilizar como el inicio de la guerra entre religión y ciencia. Galileo hacía ciencia y creía en Dios. Esa es la verdad. El asunto de Galileo implicó una disputa entre hombres religiosos y católicos dedicados a la Cosmogonía. El choque entre Galileo y la Iglesia Católica se debió a la propuesta del primero en modificar las interpretaciones vigentes para re adaptarlos al heliocentrismo de Copérnico. 

Galileo, a pesar de este grave traspié en su carrera, continuó siendo católico, alentó a su hija a seguir en un convento de monjas. Jamás estuvo en alguna cárcel sino que, condenado como sospechoso, solo se le impuso un arresto domiciliario; es más, en 1992 el papa Juan Pablo II pidió perdón por todo lo sucedido con Galileo.

Alguien preguntará: ¿de qué le sirvió todo esto? Bueno, lo de Galileo fue una lucha pionera contra un sistema dogmático DENTRO DEL ÁMBITO RELIGIOSO. Un detalle: que Toharia sesga, juzga desde el presente, o sea, hace presentismo. Este particular modo de tratar lo histórico es una corriente que ningún historiador serio la tiene en cuenta. ¿Cómo juzgar con la moral del siglo 21 lo que sucedía en el pasado? 

Entrevista a McGrath

En otra entrevista que le realizara Ricardo de Querol, el norteño McGrath emite un comentario sincero:
"La ciencia siempre ha tenido que luchar contra los prejuicios religiosos, políticos y sociales. En unas ocasiones, el cristianismo ha sido una barrera para el progreso científico; en otras, lo promovió. La revolución científica comenzó en un contexto cristiano y fue alentada, sin duda, por la idea cristiana de un universo ordenado y estructurado. El prejuicio y el dogmatismo no se limitan a la fe religiosa. Algunos científicos ateos, como el cosmólogo Fred Hoyle, se opusieron a la teoría del Big Bang porque ¡sonaba religiosa! Mi propuesta trata de respetar los límites y fomentar el diálogo entre ciencia y fe".
Al menos McGrath es equitativo y declara que la ciencia tuvo, además de algunos religiosos, oposición de gente enrolada en lo político. No defiende a la teología como el máximo saber sino que admite errores que lastimaron personas y corrientes de opinión, pero sin olvidar los aciertos. Todo lo contrario a lo expresado por el barbado Toharia para quién, si se pudiera evitar todo contacto entre ciencia y religión sería muy bueno. El problema es que, si bien ambas disciplinas son diferentes, se ocupan de la misma cosa por caminos distintos. explicar la creación. Por supuesto, en este menester, no está mal colaborar pero sin mezclarse.

Prosigue de Querol preguntándole a McGrath:

P. Afirma que el caso Galileo ha sido “distorsionado”. Pero hay otros ejemplos históricos: Bruno, Servet, Vanini…

R. La representación mediática del caso Galileo como una cuestión de la ciencia contra la religión es una construcción social de finales del siglo XIX. Galileo fue víctima de una lucha de poder dentro del Vaticano, que se enfrentaba al ascenso del protestantismo. Una facción papal apoyó firmemente a Galileo; a otra no le gustaba. Al final, una de esas facciones se impuso.

Conclusión: McGrath no dice que ciencia y religión JAMÁS han estado enfrentadas. En este punto, el isleño del norte tiene razón. Por ejemplo, uno de los padres de la teoría del Big Bang fue el cura belga George Lamaitre. Si en verdad la religión católica hubiera tenido a menos la ciencia, este sacerdote jamás habría tenido oportunidad alguna de desarrollar su trabajo. Sin embargo, lo hizo y sin que fuera “quemado” en la hoguera. Pero en este punto, no le conviene a Toharia recordar casos puntuales porque va en contra de la teoría que defiende: la religión es mala para la ciencia. Considero el caso Servet como altamente perturbador. El español fue al cadalso en Ginebra por anti trinitario, es decir, por involucrarse en disputas teológicas y no, por imponer un concepto científico. Aunque estaba dedicado a la ciencia médica, su enfrentamiento con Calvino fue estrictamente teológico. Murió por ser unitario y esto, sí que es un dislate. En el protestantismo, tan afín a la independencia en el pensamiento teológico, que incineren a alguien por no compartir ideas es algo difícil de digerir. (Hablaremos de este caso en otro post, ya que Servet es un caso que merece ser tratado en detalles).

3. Ricardo de Querol, le pregunta a Toharia:

P. El darwinismo sigue siendo contestado desde sectores fundamentalistas. La teoría del diseño inteligente ¿es solo una cara más amable del creacionismo?

R. Lo del diseño inteligente es una creencia más que intenta adaptarse al progreso de la ciencia. Lo malo es que el diseño de las cosas más complejas de los seres vivos dista mucho de ser inteligente; lo más que puede decirse es que funciona. Pero a menudo de forma ineficiente, imperfecta, llena de fallos… Un ejemplo un poco básico: ¿de verdad alguien cree que la forma de conseguir descendencia humana mediante el parto es la más inteligente posible? Puestos a hacer bromas, me parece más inteligente lo de las aves: pones el huevo, y luego lo incubas fuera, en lugar de incubarlo dentro del organismo femenino…

Estoy tentado de la risa. En cierto modo, la vida humana se reproduce mediante HUEVOS pero, dejemos la irreverencia a un lado (Ja). Una de mis tareas consiste en fotografiar e historiar toda actividad humana en la Bahía de San Antonio. Este lugar es un Área Protegida. Es decir, por la diversidad de aves marinas y terrestres y fauna marítima y de tierra, amerita que se lo preserve lo mejor posible para beneficio de la naturaleza y del hombre. Mientras documento antiguas evidencias de presencia del hombre americano, he visto que sucede con los huevos de las aves que nidifican en las  costas. 

Un pájaro hembra deposita dos o tres huevos, tal vez un poco más. De pronto, muchos de estos nidos son depredados, pisoteados, los huevos son rotos, no por humanos sino por otras aves o devorados por zorros, etc. Casi diría que corren el mismo riesgo que sufrían antiguamente los humanos. ¿De dónde viene la idea “bromista” de Toharia que poner huevos es más eficiente que tener un feto en el interior del cuerpo? Es solo una opinión personal. Llevar el bebé dentro del cuerpo implica beneficios que solo reportan al ser humano, no a las aves. Cada especie reproduce según el modo que le conviene. Y a Toharia se lo tiene como divulgador científico. Caracoles...

A priori, aves y humanos son dos especies diferentes por lo tanto, es imposible compararlas. Ambas formas de reproducción reportan beneficios y riesgos. Entonces...¿qué debate puede surgir de una cuestión así siendo que ambas especies fueron creadas o evolucionaron, para tener descendencia del modo en que lo hacen? Se supone que Dios o la evolución llevan a la excelencia todas las formas de reproducirnos. 

¿Y qué del universo fallido? Otra vez sopa de altramuces. ¿Así que el Universo tal como esta no muestra evidencias de haber sido creado por una super entidad? ¿Qué tiene tantos fallos?  La creación muestra crueldad e indiferencia y nada de diseño inteligente, por lo tanto, no hay Creador infieren muchos. ¿Cómo saben que es cruel e indiferente? ¿Con qué otro Universo han comparado para afirmar tal cosa? ¿Cómo debería ser el Universo según Toharia y sus compañeros de ideas?

Es cierto: el Universo es hostil. Tan adverso que la vida solo reporta en un pequeño lugar del mismo. Eso parece ir contra la idea de Toharia. Si en verdad el Universo es tan malo como presupone y carece de diseño inteligente, entonces el Ser Humano es "un milagro". ¿De la naturaleza? (No bromees). 

Sobre este planteamiento, C. S. Lewis tiene una respuesta: "Mi argumento en contra de Dios fue que el universo parecía ser muy cruel e injusto. ¿Pero cómo conseguí esa idea de justo e injusto? Un hombre no puede llamar una línea torcida a menos que no tenga alguna idea de una línea recta. ¿Con qué estaba comparando este universo cuando lo llamaba injusto?" (Mero cristianismo). 

¿Como sabe Toharia que el Universo que está diseñado en forma ineficiente? ¿Con qué otra creación lo ha comparado? Estas mismas preguntas valen para salir al cruce de la afirmación que parir con huevos es más eficiente que el feto en el interior de su madre. 

4. Prosigue de Querol preguntado a Toharia:

P. ¿Le preocupa la persistencia de ideas anticientíficas en el siglo XXI?

R. Me asombra. No puedo comprender cómo tantas personas inteligentes pueden aceptar dogmas muchas veces absurdos que suelen conducir a comportamientos contradictorios. Alguien dijo, y estoy de acuerdo, que las religiones siempre consiguen lo contrario de lo que predican.

A estas alturas, asombra más, alguien que no cree en Dios, discuta divinidad. Los ateos disfrazados de “escépticos” siempre son los portadores de lo correcto y lo verdadero. Ellos tienen el saber de su lado, se jactan, pero nunca pueden olvidar mencionar a Dios. O sea, son teodependientes mientras se presentan como teofóbicos.

A ver: la ciencia ha sido buena para la humanidad. ¿Vamos a discutir los beneficios de la anestesia, de los antibióticos, etc.? Claro que no. Pero así como hubo aportes para el bien colectivo, otros han sido deplorables. ¿Cuántos fraudes científicos han sido reportados por otros científicos? ¿Cuánto daño realizaron los científicos que aún no se logra cuantificar?  Del mismo modo, muchos malos pastores están siendo reportados por otros cristianos. ¿Cuántos científicos han obrado en contra de la humanidad? Que nos lo cuenten los que sufrieron algún día quemaduras de napalm o armas químicas.

¿Qué dice la Biblia acerca del estado del Universo?

Las Escrituras nos informan que al principio, el Universo era perfecto, tanto, que Dios descansó satisfecho de su obra. Luego de la caída del hombre, el Universo lo mismo que la Tierra, sufrieron las consecuencias graves tantas, que Pablo afirma que toda la creación gime con dolores de parto esperando la redención,  la nueva creación, el "yo hago de nuevo todas las cosa" de parte de Dios.

La Biblia nunca nos ha mentido; siempre ha sido clara al informarnos de lo difícil que será para el hombre vivir en esta Tierra  y en un cosmo repletos de peligros. Los cristianos debemos estar convencidos y tranquilos que Dios tiene control de todas las cosas. A futuro, habra una nueva creación, nuevos cielos, nueva tierra y una nueva vida para todos sus hijos que hayan aceptado a Jesucristo como Señor y  Salvador de sus vidas.

La idea del señor Toharia de postular como "diseño eficiente" la reproducción humana mediante huevos es de lo mas irracional que he leído; ya, no manches, andale ¿sí?



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...