jueves, 27 de abril de 2017

CHINOS y TAIWANESES EVANGÉLICOS en ARGENTINA




Taiwaneses cristianos evangélicos en Argentina
Foto
Gentileza
Oficina Comercial y Cultural de Taipei en Argentina

________________

Iglesias evangélicas taiwanesas y chinas 
 阿根廷 Argentina




台灣基督長老教會阿根廷新興教會
Iglesia Presbiteriana de Taiwan en Argentina Sin Heng
Mendoza 1660 Cap. Fed. Buenos Aires
台灣基督長老教會阿根廷福音教會
Iglesia Presbiteriana Fu-In de Taiwan en Argentina
Lavalleja 266 Cap. Fed. Buenos Aires
基督教阿根廷華人宣道會
Alianza Cristiana y Misionera China - Argentina
Av. Donato Alvarez 1815, (CP:1416),C.A.B.A., Argentina
基督長老會阿根廷教會
Iglesia Presbiteriana de Taiwan en Argentina
Lavalleja 1057 Cap. Fed. 1414 Bs. As.
活水教會
Iglesia Agua Viva
Lavalleja 1057 Cap. Fed. 1414 Buenos Aires
銀海佈道所 (台灣基督長老教會阿根廷)
Iglesia Presbiteriana de Taiwan en Argentina Mision Mar del Plata
Mendoza 2264, Mar del Plata, Pcia. Buenos Aires
阿京中華基督教會BONPLAND 2370 CAP. FED. 1424,BUENOS AIRES , ARGENTINA
阿京中華基督教會 (宣道組)Talcahuano 948 Vicente Lopez BS. AS.
阿京中華基督教會堂
IGLESIA CRISTIANA CHINA
Bonpland 2370 Capital Federal, Buenos Aires, ARGENTINA
阿京天僑福音中心Zuviria 3298 1406 Cap. Fed.
阿根廷慕義基督長老教會
Iglesia Taiwanesa Presbiteriana Mu-I en la Argentina
Marcos Sastre 2875 Cap. Fed. Bs.As.
阿根廷首都靈糧堂
Centro Cristiano Pan de Vida en Capital Federal de Argentina
Ramos Mejia 1019 Cap. Fed. Buenos Aires


Evangélicos taiwaneses y chinos en Argentina

Son varios los templos que congregan cristianos evangélicos chinos en nuestro país. La mayoría se concentran en Buenos Aires aunque existen planes de extenderse por todo el país. China, nación que gobiernan los comunistas ateos, la nación más poblada del mundo, luego de años de persecución religiosa e imposición ideológica, no ha podido exterminar la religiosidad de millones de sus habitantes.

En la actualidad, China es presentada como un país exitoso, que avanza raudo hacia un futuro promisorio. Sin embargo, no todo es lo que reluce. La modernidad conduce a un futuro sombrío a los chinos, sobre todo por escasez de recursos, falta de alimentación y sobre población y polución ambiental.

Son pocas las naciones del  mundo que no estén  comerciando con China en estos momentos y son también escasos los países donde los ciudadanos chinos no estén presentes como funcionarios, empresarios o bien, inmigrantes.

En Argentina los inmigrantes chinos se presumen en 120.000 personas la mayoría de los cuales provienen de Fujian y Taiwán, siendo de China continental, gente de la etnia Hakka. Esta cifra no es exacta, porque de continuo llegan chinos a vivir en nuestro país. En cantidad numérica, se ubican en tercer puesto luego de los inmigrantes de Bolivia y Paraguay.

Si bien hubo chinos en Argentina desde fines del siglo XIX, no fue hasta la década de 1990 que se registró un incremento notable de asiáticos. Son tantos que han superado en cantidad a la comunidad coreana y japonesa. En la actualidad, la mayoría  de ellos viven del comercio, y están distribuidos por todo el territorio nacional.

La religiosidad de los taiwaneses y chinos en Argentina

Es un reflejo de lo que sucede en el territorio de origen. Si bien la nación asiática de China es atea en cuanto a ideología gubernamental y no conoce la democracia, ya que es gobernada por dirigentes políticos que imponen un partido único, su territorio abarca regiones donde fructifican religiones como el budismo, cristianismo, islamismo y sintoísmo en menor medida, además de otros colectivos religiosos. En cuanto a Taiwan, existe libertad religiosa.

En la actualidad, tal vez  12 millones de chinos continentales son católicos y los protestantes evangélicos sumaron grandes cantidades de fieles en estos años, pero no se sabe con exactitud cuántos son ya que existe una iglesia subterránea que puede congregar setenta millones de personas.  Sin embargo, este progreso no ha sido sencillo. El ateísmo gubernamental chino persigue tenaz a los creyentes, reprimiendo cualquier intento de ejercer religiosidad sin control de la burocracia estatal.

Persecución religiosa en China continental

En el 2005, la Asociación Americana de Ayuda a China (CAA) estrenó su primer informe anual sobre la situación de las religiones en China para exponer la persecución a las iglesias en esa región.  Se sabe que el gobierno ateo ha derribado iglesias, encarcelado pastores. Sin embargo, el acoso no lo padecen tan solo los evangélicos sino también islámicos, budistas y católicos.

La persecución a los cristianos en particular, se ha incrementado y fue documentada en al menos 18 provincias. Se registraron 60 casos en el 2007, que es un 30 por ciento más que en el 2006. El número de víctimas en 2007 aumentó a 788 personas, un 18 por ciento más. Además del número récord de 17 casos de abuso físico, el número de personas arrestadas ascendió a 693.

Aproximadamente 84 misioneros extranjeros fueron arrestados, interrogados, deportados o recibieron otras formas de intimidación. Esto forzó a muchos a refugiarse temporalmente en la clandestinidad. La persecución a la Iglesia evangélica es grave y ha crecido un 68,6 por ciento desde 2006.

El ateísmo comunista chino no puede frenar el crecimiento religioso

Liao Tianqi, el editor del centro de información de China en Estados Unidos, dice que mientras la constitución de China estipula que las personas tienen libertad religiosa, en realidad, elgobierno solamente permite que existan solo las organizaciones religiosasaprobadas por el estado.

Tenemos datos que confirman que los fieles religiosos en China alcanzaron varios decenas de millones –explicó Liao– y debido a que muchos fieles no reconocen a la iglesia aprobada por el partido, ha provocado la aparición de supuestas familias e iglesias clandestinas una tras otra en toda China. El régimen es irracional e ilógico en sofocar a estas iglesias simplemente porque los considera medios de influir en la opinión pública y desafiar su poder”.

En Argentina, por el contrario, los chinos pueden practicar sus religiones sin ninguna prohibición. Pueden inclusive, enseñar su idioma. Argentina; gran nación sudamericana, siempre a recibido inmigrantes; se encuentra habitada por gentes amables de variadas razas y creencias y sus leyes favorecen la tolerancia religiosa.

Iglesia Presbiteriana Sin Heng de Formosa (Taiwán) 

Fue fundada el 7 de noviembre de 1982 por un grupo de cristianos taiwaneses, quienes con convicción buscaban responder a las necesidades espirituales y sociales de los primeros inmigrantes de la Argentina. Por este motivo, se comprometieron con la tarea de desarrollar lo que hoy conocemos como la misión educadora materializada en el Instituto Cultural Sin Heng, el Colegio Chino Sin Heng y el Instituto Superior de Intérpretes de Idioma Chino.

La labor educadora empezó con el Instituto Cultural seguida del Colegio Chino, con el objeto de difundir la lengua y la cultura china en el país y específicamente en la Ciudad de Buenos Aires. La enseñanza estaba destinada a los descendientes de inmigrantes de Taiwán y de China Continental, así como también para los vecinos del barrio de Belgrano.

Desde su creación, estas instituciones han sido el centro de importantes encuentros para la comunidad, y referencia de actividades relacionadas con la cultura china y la enseñanza del idioma. Para ampliar su difusión y cumplir con su misión, ha creado también diversos cursos abiertos a la comunidad, entre ellos: talleres de idiomas, cursos de apoyo, computación, ikebana y arreglos florales, danza china, cocina china, etc.

A través del desarrollo de estas actividades, las instituciones han formado y capacitado durante generaciones a los descendientes de inmigrantes de China Continental y taiwaneses en el uso del idioma. Además de incorporaron cursos sistematizados de enseñanza del chino mandarín para argentinos, sin contacto previo con la cultura china.

Frente al desafío de las nuevas demandas laborales que buscan profesionales que dominan el idioma chino, la entidad desde el año 2006, se propuso en su plan de desarrollo crear un centro de jerarquización académica que permite impartir conocimientos de idioma chino en un marco de oficialidad de acuerdo a las normas y parámetros establecidos por los organismos educativos oficiales de la República Argentina.

Así, el Instituto Superior de Intérpretes de Idioma Chino, surge en el año 2008 con el Proyecto Educativo Técnico Superior en Idioma Chino, marcando un hito importante en el sistema educativo argentino constituyéndose en la primera institución en oficializar la enseñanza de idioma chino con carácter laico.

Hoy, para enfrentar los nuevos retos educativos, la entidad a través de sus centros de enseñanza se propone introducir mejoras en las instalaciones y el equipamiento tecnológico, creando el Centro Digital Sin Heng, que cubre con las expectativas del aprendizaje del idioma chino a través de las múltiples capacitaciones de sus docentes.

Actualmente, la entidad, por medio del Colegio Chino Sin Heng, ofrece educación de idioma chino en todos los grados mediante los cursos de educación no formal, donde centra su actuación pedagógica en los alumnos con ascendencia taiwanesa y china. La propuesta también se extiende a los argentinos que buscan capacitarse en idioma chino.

No obstante, para aquellos que buscan una formación profesional, el Instituto Superior de Intérpretes de Idioma Chino cuenta con una carrera de nivel superior con título oficial y validez nacional. El mismo funciona por sexto año consecutivo, con el Ciclo de Ingreso y Nivelación y Ciclo de Formación Específica, habiéndose desarrollado con gran compromiso y responsabilidad para la formación de los profesionales del idioma.

Por tanto, la labor educadora de Sin Heng se funda así, sobre esta plataforma, de la creencia y convicción de la importancia de seguir sirviendo a la comunidad china y la sociedad argentina, y para transformar creativamente el escenario de los inmigrantes taiwaneses.

Para más información:

Instituto Cultural Sin Heng y Colegio Chino Sin Heng
Mendoza 1660, CABA
Tel.: 4781-8809
Instituto Privado Incorporado a la Enseñanza Oficial
Instituto Superior de Intérpretes de Idioma Chino (A-1464)
Olazábal 1440, CABA
tel. 4781-8809 / 4786-1248
www@isiic.com.ar

Otras iglesias evangélicas taiwanesas
Hace 29 años, cuando Timoteo Lin dejó Taiwán para instalarse en Buenos Aires, adoptó un nombre pero no dejó sus tradiciones. Es miembro de la Federación Argentina de Iglesias Evangélicas (FAIE) y está al frente de la Iglesia Presbiteriana de Taiwán en Argentina, que está por cumplir 34 años desde su fundación. “Viene la apertura de una filial en Mar del Plata y también queremos abrir un templo en Córdoba”, anuncia Lin, 43 años, comerciante
El presbiterianismo es una rama del protestantismo que en Estados Unidos y el Reino Unido tiene marcada presencia. En Taiwán hay 1.270 iglesias presbiterianas. En la Argentina crecen. Explica Lin: “Notamos que muchos inmigrantes se están instalando en el interior. Y vamos adonde están ellos. Muchos no conocen el idioma y tampoco al Señor”.
Entonces, tras un estudio poblacional, decidieron abrir su Iglesia en otros lugares. Una feligresa cedió el edificio donde funcionará la sede de Mar del Plata. Por ahora sólo hay comunión, es decir reuniones de mujeres, ancianos, adultos y jóvenes.
Además de ser un lugar donde los chinos pueden participar activamente de la religión, la iglesia cumple una función para los que recién pisan el país. “Los contenemos –dice Lin– y los acompañamos al hospital cuando lo necesitan para hacerles una traducción simultánea”. La tarea social es otro pilar. Ayudan al hogar Betania de San Justo. Organizan actividades para llevar últiles, equipamiento, ropa y comida. “Sentimos la responsabilidad de evangelizar".
Nuestra misión es que nuestros hermanos conozcan el mensaje”, invita Lin en este reportaje del diario CLARÍN que el lector puede acceder clickando AQUí.























martes, 25 de abril de 2017

GÉNESIS 6 y LOS GIGANTES ANTEDILUVIANOS

El presente artículo esta basado en las doctrinas cristianas evangélicas


(R. Bellver, 1877)
Madrid, España
Foto
Gentileza
Wikimedia Commons



Los Hijos de Dios

¿Quiénes fueron los hijos de Dios que se menciona en Génesis 6:2?


Por

Marc Pesaresi


Actualmente, prevalecen dos interpretaciones teológicas sobre esta parte de las Santas Escrituras.

a) Los hijos de Dios serían hombres piadosos descendientes de Set, hijo de Adán y Eva (Génesis 4:25), quienes invocaban el nombre de Jehová (Génesis 4:26), en un primitivo culto de adoración a Dios que la Biblia sugiere que se practicaba en Génesis 4:3,5.

Estos antiguos fieles al Creador habrían sido seducidos por la belleza del linaje del asesino Caín, descendencia que parece haberse corrompido muy pronto según se narra en Génesis 4:19-24.

La unión de los Setitas con la prole corrupta de Caín provocó que los piadosos perdieran su espiritualidad al mezclarse con un pueblo pecaminoso, rebelde al Dios que los creó.
A esta teoría adhieren grandes cristianos del pasado, como Crisóstomo, Cirilo de Alejandría, Agustín de Hipona y Jerónimo.

b) Los hijos de Dios serían ángeles rebeldes a Dios que se descarriaron cometiendo inmoralidades no permitidas para criaturas de su condición.

Esta suposición se basa en el hecho de que a los ángeles se los llama “hijos de Dios” en Job 1:6; 2:1; 38:7.

Algunos demonios, participante en esta alteración de la coexistencia entre ambos géneros de criaturas inteligentes, serían quienes fueron confinados en prisiones de oscuridad hasta el día del juicio (2 Pedro 2:4 y Judas 6).

Objeción: los ángeles de Dios “ni se casan ni se dan en casamiento” (Mateo 22:30).

Respuesta: es verdad que nos ángeles obedientes no se casan, pero Génesis 6 se refiere a los ángeles caídos en desobediencia. Así se entiende el gravísimo acto de “no guardar su dignidad” (la de oficiar como mensajeros celestiales destinados a colaborar en la administración Divina de la creación).

El evento que cita Judas 6 consistió en la materialización voluntaria en forma de varones, con el fin de mantener relaciones sexuales con las mujeres humanas.

A favor de esta interpretación se encuentran  Calvino y Cassuto entre otros.


¿Es posible que los ángeles puedan procrear siendo ellos seres espirituales?


Los ángeles fueron creados como seres inteligentes un poco superiores a los hombres (Salmo 8:6; Hebreos 2:7), sin necesidad de multiplicarse mediante la sexualidad.

Sin embargo, se sabe que pueden materializarse con cuerpos humanos (Génesis 18:1,2; 19:1-22) o presentarse delante de los hombres con aspecto de mujer (Zacarías 5:9).

Los ángeles caídos conservan todas sus facultades angélicas teniendo solamente corrompida su inteligencia y voluntad. En un estado de pecado permanente bien pudieron:

a) materializarse con forma humana y procrear mediante milagros falsos.

b) tomar posesión de cuerpos de varones para inducir la procreación.


       ¿Qué motivos pudieron tener estos ángeles rebeldes para intentar la procreación?


Algunos expositores bíblicos creen que los impulsó la lujuria. Ellos veían a los hombres gozar sexualmente con sus mujeres y desearon desordenadamente hacer lo mismo.

Otros dicen que, siendo los ángeles espíritus difícilmente puedan tener apetitos sensitivos; que la razón de su comportamiento obedecería a la ejecución de un plan siniestro: suplantar la raza humana por otra creada por ellos.

Varios eruditos presuponen que los ángeles caídos pretendieron utilizar a las mujeres para contraatacar a Dios. Y así como el querubín rebelde engañó a Eva (Génesis 3:1-7) induciendo la caída en desgracia de Adán (Génesis 3:6), estos tal vez intentaron repetir la maniobra pero en una escala mucho mayor, con la intención de impedir la llegada en el futuro, de un redentor tal como se le promete a la primera pareja humana en Génesis 3:15. La intención de estos demonios no sería otra que la de suplantar la raza humana por otra creada por ellos, con el fin de impedir que Jehová redimiera a la humanidadSolo así se entenderían los pasajes de Judas 6 y 2 Pedro 2:4.5 y el terrible castigo al que fueron sometidos, aun antes de la llegada del tiempo del juicio final.

Monte Hermón
al norte de Israel
Según el capítulo 6 del libro apócrifo de Enoc
200 ángeles caídos descendieron a la Tierra sobre su cima
Los cananeos lo usaron para oficiar rituales.
Es un probable lugar donde Jesús se transfiguró
Foto
Gentileza
Wikimedia Commons


Los Gigantes


       ¿Quiénes fueron los gigantes de Génesis 6:4?

Al interpretar este pasaje se debe tener en cuenta, que en el v.4., la palabra nefilim; traducida como gigantes; significa en hebreo bíblico “derribadores; los que hacen caer a otros; seres caídos en rebeldía; alguien delante de quien se cae de admiración; hombres de renombre”.

Nefilim es una palabra plural que se emplea dos veces; en Números 13:33 además del pasaje mencionado, que no significa gigantes en el sentido de personas muy altas. 

El pasaje bíblico en cuestión sugiere que en tiempos de la elección de mujeres por parte de los hijos de Dios, los Nefilim ya existían y que estos eran, o bien ángeles rebeldes u hombres de conductas violentas y aventureras.

Ahora bien: los v.4 y 5 vierten: “los valientes que desde la antigüedad fueron varones de renombre”. Aquí la palabra empleada en “valientes” es Gibborim que etimológicamente significa “héroes, fuertes y valientes”. Pero este vocablo tampoco admite ser traducido como gigantes.  Entonces ¿quiénes fueron los gigantes? 

El hebreo tiene otra palabra para designar a personas de gran estatura que es: Rephaim o Refaím la cuál si equivale a gigantes. Este vocablo es empleado en 2 Samuel 21:15,16-20; 22; 2 de Crónicas 20:4-6-8.

Buswell [1]dice que las palabras hannifilim y hagibborim hashshem (valientes varones de renombre) son “dos designaciones que se explican mutuamente y deben entenderse juntas”. En este sentido, la clasificación de gigantes no se estaría refiriendo a individuos de gran estatura sino al vigor físico y a las acciones extraordinarias de estos hombres antediluvianos que “agigantaban” su fama ante los demás.

La Septuaginta afirma que los Nefilim y los Guibborim son los mismos puesto que utiliza la misma palabra gigantes, para traducir ambas expresiones. En síntesis, parece ser que, en tiempos previos al diluvio, coexistieron junto a la raza humana, los "hijos de Dios" (ángeles rebeldes para quienes prefieren esta teoría) y hombres aventureros de gran maldad quienes con sus conductas depravadas llenaron de violencia a la Tierra mereciendo; tanto unos como otros; castigo de parte de Jehová.  Por otra parte, Irineo de Lyon escribió: 



DEMOSTRACIÓN DE LA PREDICACIÓN APOSTÓLICA
(Epideixis)

Los Gigantes

 La dilatación de la maldad y la disminución de la justicia

18. La maldad, extendiéndose continuamente, alanzó e inundó la raza humana; sólo un poco de semilla de justicia quedaba en ella. Porque, además, sobre la tierra tenían lugar uniones ilegítimas: los ángeles fornicaron con las hijas de los hombres, quienes dieron a luz unos hijos que por su enorme estatura fueron llamados gigantes. Los ángeles, entonces, dieron a sus esposas como regalo malignas enseñanzas. Les enseñaron la manera de obtener extractos de flores y plantas, tintes y pinturas, joyas y cosméticos, los celos y los amores apasionados, la seducción y la coquetería, los sortilegios de la magia, toda clase de adivinación e idolatría odiados por Dios. Y una vez desencadenadas tales cosas, el mal se expandió hasta desbordar, y la justicia disminuyó hasta casi desaparecer.



El diluvio como juicio de Dios

19. Finalmente, cuando vino sobre el mundo el justo juicio de Dios con el diluvio en la décima generación, contando desde el primer hombre, únicamente Noé fue encontrado justo y, gracias a su propia justicia, fue salvado con su mujer, sus tres hijos y sus mujeres, encerrados en el arca con los animales que Dios había ordenado a Noé introducir en el arca. Cuando la destrucción se cernía sobre toda la tierra, sobre hombres y seres vivientes, se salvaron solamente los que estaban en el arca. Los tres hijos de Noé eran Sem, Cam y jafet, y su estirpe volvió a multiplicarse de nuevo. Éstos son el origen de todos los nacidos después del diluvio. (La catequesis católica; cc. 4-41) Para acceder al documento, click AQUÍ.


Apéndice

La Biblia Reina Valera 1960 traduce en Génesis 6:4 “había gigantes en la tierra en aquellos días, y también después que se llegaron los hijos de Dios a las hijas de los hombres y les engendraron hijos. Estos fueron los valientes que desde la antigüedad fueron varones de renombre”.

La Santa Biblia Nueva Versión Internacional (NVI), por el contrario vierte en el mismo pasaje: “Al unirse los hijos de Dios con las hijas de los seres humanos y tener hijos con ellas, nacieron gigantes, que fueron los famosos héroes de antaño. A partir de entonces hubo gigantes en la tierra”.

La versión de las escrituras Dios Habla Hoy vierte de modo parecido a la NVI: “Los gigantes aparecieron en la tierra cuando los hijos de Dios se unieron con las hijas de los hombres para tener hijos con ellas, y también después. Ellos fueron los famosos héroes de los tiempos antiguos”.

La versión Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras traduce: “Los nefilim[2] se hallaban en la tierra en aquellos días, y también después, cuando los hijos del Dios (verdadero) continuaron teniendo relaciones con las hijas de los hombres y ellas les dieron a luz hijos, estos fueron los poderosos [3] que eran de la antigüedad, los hombres de fama”.

¿Por qué razón la Nueva Versión Internacional (NVI) declara que los gigantes, en vez de estar presentes en la tierra al suceder el evento narrado en Génesis 6, fueron los descendientes de la cruza entre los hijos de Dios y las hijas de los hombres?

El Comité de Traducción Bíblica designado por la Sociedad Bíblica Internacional con el Dr. René Padilla como presidente del mismo y el Dr. Luciano Jaramillo, como Secretario Ejecutivo junto a pastores, profesores expertos, historiadores, antropólogos y lingüistas, trabajaron siguiendo los parámetros exegéticos y principios hermenéuticos que se empleó en la traducción de la New International Versión (NIV) en inglés, Biblia que tuvo una gran aceptación entre los angloparlantes.

Es posible que, en un intento por conciliar ambas teorías en boga sobre este enigmático capítulo de la historia de la humanidad, los traductores hayan vertido de tal modo, con el fin de conformar a una gran masa de creyentes de las más diversas denominaciones. Pero esta actitud no parece ser la más aconsejable a seguir, después de analizarse el pasaje en cuestión.

Los textos hebreos dan a entender, que en los tiempos de la cruza entre los hijos de Dios con las hijas de los hombres, los nefilim se hallaban presentes en la tierra y no, como se pretende hacernos creer,  que éstos fueran híbridos producto de la unión entre seres de especies diferentes.

En opinión de autor de este artículo, los nefilin son demonios. Un grupo de estos ángeles rebeldes se habría materializado con cuerpos de varones, para engendrar hijos con las mujeres humanas,mediante cualquiera de los medios ya mencionados (milagros o posesión).

Fueron los descendientes de esta increíble unión, los poderosos en vigor físico, capaces de hazañas aventureras y que causaron asombro y admiración entre los habitantes de la época.

(C) Marc Pesaresi


[1] Buswell; J.R.: Teología Sistemática; Ed.  Logoi; Miami; USA; 1980; Tomo 2; P. 143.
[2]  Nefilim o los derribadores.
[3] Hagibborim o los poderosos.

lunes, 3 de abril de 2017

BRUCE CHATWIN, PROTESTANTE, CON POCO AMOR POR LA VERDAD



EN LA PATAGONIA NORTE

Un inglés narrador algo bolacero (1)





En los años 80´  del siglo pasado llegó un libro nuevo a mis manos. Se titulaba “En la Patagonia” y lo había escrito un viajero inglés llamado Bruce Chatwin (2). Para entonces, había leído a  Musters y más tarde a Hudson y no pocas referencias sobre David Livingstone, Stanley y el desaparecido Percy Fawcett en este orden; libros y artículos que había encontrado algunos en la vieja sede de la Biblioteca Cincuentenario de San Antonio Oeste y otros, perdidos entre los estantes de literatura que gustaba leer mi madre. 

Por entonces andaba con ganas de recorrer la Patagonia y al observar que se trataba de narrativa viajera patagónica pensé que Chatwin podría llegar a convertirse en otro clásico de mis preferencias. En el capítulo 36 de su libro se definió como protestante y si bien entonces esta palabra significaba poco, lo cierto era que mi madre lo era y esta mención no era poca. Sentí simpatía por el escritor y una rara familiaridad. Por fin uno que escribe afirmando ser, lo que mi madre dice que es.


Bruce Chatwin
En la Patagonia

Quiero aclarar que en aquellos días me tenía sin cuidado las ideologías. Leía lo que a mi me gustaba, lo que despertaba mi curiosidad. Digo esto porque mientras escribo, alguien cerca mío me dice "Marc, veo que te gustaba la literatura colonialista". En esos días el colonialismo no era una preocupación para mí como lo fue más tarde. Los tiempos y las ideas cambian con los años.

Regresando al tema, insisto, para cuando comencé a leer este trabajo aún no había hecho profesión de fe –no era nacido de nuevo- y el “ser protestante” no significaba lo que ahora sí. La primera lectura no debió ser significativa para mí porque “doné” el libro a la biblioteca popular. Años más tarde al releer el libro; quise saber algo más de este “hermano” que había conseguido fama recorriendo nuestras tierras.

Sin embargo…

Un manto desilusionante me arropó cuando llegué al capítulo 6 donde narraba su paso por la Patagonia Norte. A pesar de leer una y otra vez, no lograba entender el itinerario del inglés. Nací en Bahía Blanca y he vivido por años en la provincia de Río Negro por lo tanto, el presunto recorrido de Chatwin me es familiar. Sin embargo, no podía por más que lo intentaba, reconocer por dónde había bajado al sur.


El recorrido de Bruce Chatwin
Mapa de una edición germana
Arriba a la derecha, San Antonio Oeste

A la Patagonia Profunda se ingresa por la ruta 3 o bien por  la 22 empalmando al sur de Río Colorado con la 251. No existen otras carreteras para viajar hasta la Tierra del Fuego a excepción de la 40 que, por estar al oeste muy lejos del recorrido de Chatwin, no es mencionada en su paso por el este rionegrino. ¿Por dónde viajó este inglés? 

Chatwin escribió: “Bahía Blanca es la última ciudad importante antes de que empiece el desierto patagónico. El “desierto patagónico” conviene aclarar, no es tal sino  un territorio vasto cubierto por vegetación xerófila, atravesado por caudalosos ríos donde abreva la civilización de tipo europeo entremezclada con gente de origen Tehuelche y Mapuche. (Además de otros inmigrantes provenientes de naciones limítrofes y del mundo). 

Por tal razón, no es un desierto donde nadie habita sino un espacio cubierto de especies vegetales, con enormes establecimientos dedicados a la cría de ganado ovino, bovino, etc., y por una gran cantidad de fauna autóctona que, por falta de espacio, no se describe aquí, además de áreas destinadas a la producción frutihortícola. ¿Por qué se le denomina desierto? Es largo de explicar y me llevaría otro post. Prometo más adelante, escribir algo al respecto.


El desierto Patagónico en la provincia de Río Negro
Al fondo la bahía de San Antonio
A la derecha, la laguna Las Máquinas
Un territorio amplio cubierto de vegetación xerófila o monte con espinales
Cada tanto, una mancha ocre de lagunas que se repletan de agua en tiempos de lluvias
Foto
Marc Pesaresi

“Bill me dejó en el hotel próximo a la estación de autocares” -, prosigue Chatwin. “El bar del hotel estaba pintado de verde, bien iluminado y lleno de hombres que jugaban a las cartas. Un campesino joven se hallaba junto a la barra. Apenas se tenía en pie pero conservaba la cabeza erguida como un gaucho. Era un chico bien parecido, de pelo negro rizado, y en verdad estaba muy borracho”. ¿Quién era Bill? Probablemente un personaje inventado. En cuanto al hotel...

El hecho que mencionara “un bar” donde hombres jugaban “a las cartas” y donde, entre los parroquianos, aparece uno que era gaucho, parece estar describiendo a la antigua terminal de colectivos ubicada en 19 de Mayo entre Zelarrayán y Estomba. (En la actualidad el sitio donde estuvo esta terminal precaria, por cierto, es una playa de estacionamiento para los empleados de comercio y uno de los hoteles todavía existe). Había allí un café que  servía en sus días para aguantar la espera de los pasajeros. Que uno de estos estuviera “ebrio” no parece ser creíble ¿por qué?...

En los días que Chatwin viajó por nuestro territorio (1975), la policía estaba muy atenta a las in conductas en la vía pública y cualquier borracho en un sitio público frecuentado por menores y mujeres como una terminal de colectivos podía ser detenido y llevado detenido a la Comisaría. (Eran los tiempos de los edictos policiales que permitían tanto a la Policía Federal como a la Bonaerense o Policía de la Provincia de Buenos Aires, detener sin orden judicial y que posteriormente fueron suprimidos). A principios de los años setenta, cuando el inglés anduvo por Patagonia, eran días aquellos donde la policía actuaba a “voluntad” y con mano áspera. El respeto por los Derechos Humanos comenzó en 1983 con la llegada del gobierno radical de Raúl Alfonsín y continúa hasta la fecha.

Chatwin prosigue: “La esposa del propietario me mostró una habitación calurosa y asfixiante, pintada de color púrpura, con dos camas. No tenía ventana y la puerta comunicaba con un patio cerrado con vidrios. Era muy barata y la mujer no dijo que tuviera que compartirla”. El hotel debe ser uno de los dos que conocí próximos al lugar, no más de media cuadra uno y el otro enfrente. Ambos hoteles lucraron en su momento gracias a su cercanía a la terminal. Posteriormente, cuando esta se trasladó, funcionaron como albergues para parejas, viajeros ocasionales o inquilinos.

Y agrega detalles: “Estaba medio dormido cuando el muchacho campesino entró tambaleándose, se arrojó sobre la otra cama, gimió, se sentó y vomitó. Devolvió intermitentemente durante una hora y después roncó. Aquella noche no dormí por culpa del olor del vómito y de los ronquidos·. Que lamentable experiencia. Imagino que no lo habrá pasado nada bien pero, conociendo cómo pueden comportarse los ingleses de “la popular”, no debió sufrir nada de otro mundo.

Sigamos con Chatwin: "De modo que al día siguiente, mientras rodábamos por el desierto, contemplé somnoliento los jirones de nubes plateadas que se devanaban en el cielo, y el océano de arbustos espinosos gris-verdosos que cubrían las ondulaciones y se remontaban por las terrazas, y el polvo blanco que se desprendía de las salinas y, en el horizonte, la tierra y el cielo que se disolvían en la ausencia del color”.

Bruce Chatwin
Camera Press Digital/Millan Pres

Me interesa la parte que menciona el “desierto”, que no es tal, a la salida de Bahía Blanca ya en ruta hacia la Patagonia Norte. Menciona salinas. Dado que no precisa ubicación, supongo que se puede referir a: primero, la  conocida como "Salitral la Vidriera", que  se puede ubicar a oeste de General Daniel Cerri y antes de llegar a Médanos; al lado de en un cruce de rutas. 

Nunca he visto que allí "se levante polvo" (aunque puede ser). Siempre se encuentra húmeda porque su irrigación  depende tanto de lluvias como de la amplitud de las mareas de aguas saladas de la zona costera del humedal de Cerri. O quizás se estuviera refiriendo a las Salinas "del Algarrobo"  (ubicada al oeste a unos 5.878 metros de la entrada a José B. Casas en dirección y "de Piedras", aproximadamente 6.200 metros de la ruta 3), en cercanías de Carmen de Patagones.


Ubicación de las salinas "del Algarrobo" y "de Piedras"
Cortesía
Miguel A. del Blanco - Isidoro B. Schalamuk

Las salinas citadas arribas, en una vista satelital
Cortesía
Google Earth
Obsérvese el trazado de la ruta 3 que conduce a Patagones entre ambos recursos salinos

Ahora bien: justo es reconocer que el  polvaderal en ocasiones se levanta desde lagunas secas y campos aledaños a las rutas, gracias al viento que por lo general sopla y fuerte en la zona. Hace unos años atrás, por causa del desmonte, hubo tormentas de arena importantes en las inmediaciones de las ciudades de Viedma y Carmen de Patagones ambas separadas tan solo por el río Negro o Currú Leuvú según el nombre indígena.

En el tiempo en que Chatwin viajo a Patagonia, tal fenómeno no existía. Lo más probable que la mención del polvo fuera un recurso literario o bien, le tocó viajar un día ventoso con polvaderales a la distancia.

La descripción de la vegetación, típico monte xerófilo, es correcto. También la coloración: gris verdoso. (Debido al cambio climático, en la actualidad llueve más y los campos se ven más verdes o bien, muy oscuros por los incendios que cada tanto, consume a los montes).

Continuemos: ¿a cuáles salinas se refería Chatwin? Solo Dios sabe. Dado que "producía ficción" en vez de describir con precisión pudo ser cualquiera o bien, un invento de su fértil imaginación. Pero...

Hay un detalle que nos dice que Chatwin no viajó a la Patagonia por la 22 empalmando hacia el sur por la 251 sino por la 3. Leemos: “La Patagonia empieza en el río Negro. A mediodía el autocar atravesó un puente de hierro tendido sobre el río y se detuvo frente a un bar”. ¿Cuál sería el puente de hierro que refiere?

No puede ser ninguno de los dos que existen en la ruta 22 y 251 en las localidades de Río Colorado y Conesa. Ambos son de materiales. En Río Colorado sí existe un puente de hierro que vincula la localidad pampeana de la Adela con Río Colorado pero no era utilizado por los ómnibus de pasajeros. En Conesa por años se cruzó el río Negro en balsas más o menos hasta 1968 cuando se inauguró el nuevo puente carretero y este no es de hierro precisamente. 

El único puente de las características mencionadas por el inglés y sobre el río Negro es el  ferrocarretero que une Carmen de Patagones y Viedma. ¿Viajó Chatwin por la ruta 3? Tal parece que sí aunque el relato es poco preciso y casi no refiere nada útil para identificar lugares de este recorrido. O quizás lo vio en fotografías y le pareció bonito por su diseño tan elaborado y digno de ser incluído en la narrativa de un libro. A saber...


El viejo puente ferrocarretero entre Carmen de Patagones y Viedma
En la provincia de Río Negro

Se complica identificar los lugares visitados con tanta escritura ambigua. Por ejemplo: “Una india se apeó con su hijo. Había ocupado dos asientos con su mole. Mascaba ajo y usa unos pendientes tintineantes de oro puro y un sombrero blanco y rígido rendido sobre las trenzas. Una expresión de terror abstracto cruzó por las facciones del niño cuando ella maniobró consigo misma y con sus paquetes para bajar a la calle. Las casas estables del pueblo eran de ladrillo, con chimeneas negras y una madeja de cables eléctricos en lo alto. Allí donde terminaban las casas de ladrillo empezaban las chozas de los indios. Estas se hallaban compuestas por parches: cajas de embalar, láminas de plástico y arpilleras. Un hombre solitario marchaba calle arriba, con el sombrero de fieltro marrón encasquetado sobre el rostro. Transportaba una bolsa y se internaba entre las nubes blancas de polvo, rumbo al campo. Unos niños se refugiaron en un portal, y se pusieron a atormentar a un cordero. Desde una choza llegaba el ruido de la radio y de grasa siseante. Un brazo musculoso se asomó y arrojó un hueso a un perro. El perro lo cogió y salió disparado”.

He vivido toda mi vida entre indígenas de la Patagonia tanto de la etnia Mapuche como Tehuelche y nunca observé que "mascaran" ajo a semejanza de los altiplánicos bolivianos que mascan hojas de coca. En este punto Chatwin miente descaradamente. 

Tampoco usaban  las mujeres en esos días pendientes de oro puro. Estas gentes eran de tan humilde condición, que de haber tenido oro, sin duda lo habrían intercambiado por algo que les fuera de utilidad. Este detalle es un invento del autor o sea, otra mentira más. Las únicas joyas que les he visto son de plata, y solo se utilizan cuando las mujeres mapuches visten sus galas para fiestas, o bien, las comunes que utiliza cualquier mujer sin importar raza que aquí se conocen como “bijouterie”.

Pero si es cierto que tanto en Conesa, Río Colorado. Carmen de Patagones o Viedma, se construye hasta el día de la fecha con ladrillos y que, la gente pobre –no necesariamente aborigen- habitan “ranchos” que es como se les llama a las chabolas de las villas de emergencia que no son otra cosa que barrios precarios necesitados de urbanización. 

Habría que agregar un elemento de construcción que se utilizaba poco, pero existía, en los días que viajó Chatwin. Me refiero al ladrillo amasado con barro y paja llamado “adobe” y también la construcción en seco de viviendas prefabricadas de chapas y madera al "estilo inglés". Dado que “en todas las localidades” existían viviendas como las descritas no es posible identificar en qué pueblo las observa. ¿Por dónde viajó Chatwin? Es un misterio como la Santísima Trinidad, poco menos.

El polvo mencionado en el relato es consistente con la región, árida, donde el viento siempre es permanente y muy fuerte. El ruido a radio también es posible que lo oyera porque en, aquellos días, las personas usaban mucho este aparato. Pero para oír tal cosa, habría tenido que descender del ómnibus. El ruido a “grasa siseante” seguramente se debe a la preparación y fritura de las “tortas fritas”, un bocado muy apreciado en la zona para tomar con mate, te o café, en días fríos y lluviosos o bien, buñuelos. Pero si había polvo flotando entonces no podría haber estado lloviendo. ¿Serían tortas con chicharrones? Tal vez. Pero no tengo espacio suficiente en este post, para apuntar suposiciones infinitamente.

Continúa el relato: “Fuera del pueblo había plantaciones irrigadas de maíz y calabazas, y huertos de cerezos y albaricoqueros”. No, definitivamente, Chatwin no describe con exactitud lo que ve. Si estuvo en Río Colorado (en la rivera del río del mismo nombre) luego de ingresar y egresar del pueblo, lo que debió ver fueron algunas plantaciones a orillas del río del mismo nombre cercanas a las estaciones de servicio donde los viajantes podían estacionar sus vehículos para cargar combustibles o aprovisionarse de frutas, verduras, comida en general y luego, ya recorriendo kilómetros sobre la 22, encontrar el desvío para tomar la carretera 251 hacia la Patagonia profunda.

Si estuvo en Conesa, pueblo que le sigue a Río Colorado, seguramente vio frutales en parcelas cuadradas rodeadas de álamos que aquí llamamos “chacras”. Entre las especies que se cultivaban se encontraban manzanos, ciruelos, perales, algunas higueras, vides y, en lo hortícola, verduras para acompañar la dieta de las personas que mayoritariamente carnívora. Tampoco aquí, el relato de Chatwin, contribuye a identificar por donde atravesó la Patagonia Norte.

Los maizales existían pero muy pocos y la gente, a diferencia de otras culturas donde esta planta es esencial para la dieta, en esta parte de Argentina solo es un alimento ocasional. Lo mismo pudo ver a la salida de Viedma, en un tramo llamado “Idevi” donde por entonces, iniciaba labranzas para transformar el terreno otrora cubierto de paja vizcachera en montes frutales. Los cerezos son árboles raros de ver, aunque no se descarta que haya visto alguno a la pasada. ¿Por dónde viajó Chatwin? Parecería que viajó por la ruta 3 que pasa por Viedma, capital de la provincia de Río Negro.

Mientras procuro darle un final a este post, sonrío. Pensaba, en mi ingenuidad, que era uno de los pocos que se había dado cuenta que Chatwin había mentido con detalles de su viaje. Pero, al investigar más para elaborar este escrito, me encontré con figuras como la de Osvaldo Bayer y muchos otros, criticando la falta de precisión y de su estilo  “novelado”.

En la actualidad, Bruce Chatwin es objeto de algunos debates y estudios críticos. Adrián Giménez Hutton no aguantó el deseo de averiguar por si mismo si Chatwin había escrito verdad o  mentira y se largó tres veces a recorrer la Patagonia. Su búsqueda culminó en un libro titulado “La Patagonia de Chatwin” o sea, la que “inventó” el inglés y no la real. 

Xavier Alcalá dice sin tapujos que la Patagonia descrita por Chatwin es “falsa” y así titula uno de sus escritos. 

Jorge Camarassa afirma que Chatwin no “contaba media verdad, sino verdad y media” y que, a la hora de narrar, “antes que periodista era escritor”. 

Maria Sonia Cristoff, en "El mito del escritor viajero" (para acceder click AQUÍ)  escribe que, Giménez Hutton dedicó un capítulo entero a tratar las imprecisiones en el relato de Chatwin sobre  las huelgas obreras en la Patagonia. Además apunta una sabrosa anécdota: dice que Osvaldo Bayer, quien fue el más grande investigador de las matanzas de los peones rurales en este triste episodio de represión, acabó denunciando por robo intelectual a Chatwin y por la sustracción de libros que comprobó luego de la visita del inglés a su casa porteña. Tal parece que de protestante el británico solo tenía el nombre. 

Bernadette Califano en su trabajo “La invención de la Patagonia” recuerda que Paul Theroux, amigo del viajero, había dicho que otro amigo en común, lo había calificado como “charlatán Chatwin” porque siempre estaba explicando teorías confusas. Theroux rememora, dice Califano, que en cierta oportunidad en el transcurso de una cena de la Royal Geographical Society lo oyó hablar sobre “las numerosas montañas que había escalado” cuando en realidad nunca había sido un gran andinista. Califano cita a Theroux cuando este increpó al viajero diciéndole que en un libro de viajes había que decir la verdad a lo que Chatwin le replicó “yo no creo en decir la verdad”.

FIN

1. Bolacero: en la jerga vieja de mi ciudad, San Antonio Oeste, es un término que refiere a una persona poco verídica, que narra inventando como si de ficción se tratara, que habla de cosas irreales, que miente a cada rato.

2. Bruce Chatwin fue un escritor nacido en Sheffield, Yorkshire, Inglaterra, el 13 de mayo de 1940. Falleció por causa del virus HIV el 18 de enero de 1989. Trabajó un tiempo a partir de 1958 hasta junio de 1966 en la compañía de subastas  Sotheby's donde, gracias a su capacidad, alcanzó el rango de gerente. Ingresó a la Universidad de Edimburgo, Escocia, donde obtuvo un premio por la calidad de su trabajo. Sin embargo, pronto se aburrió y después de cursar dos años, abandonó los estudios.

En 1972 ingresó en el Sunday Time Magazine como asesor de arte y arquitectura. Durante una de sus entrevistas -a la que le realizara a la arquitecta y diseñadora irlandesa Eileen Gray por entonces de 93 años- observó un mapa de la Patagonia pintado por tan singular mujer. Se dice que él le confesó sus deseos de viajar al fin del mundo. "Siempre deseé ir allí"  pronunció y la anciana le respondió "Ve allí por mí". No transcurrió mucho tiempo para emprender el viaje y luego de pasar seis meses en el sur de Argentina, publicó al regresar su famoso libro de viajes "En la Patagonia" (1977).

Al principio sus lectores imaginaron la narrativa como basada en hechos verídicos. Pero luego de leer que muchos datos no concordaban con la realidad, comenzaron a aparecer recriminaciones por narrar personajes y conversaciones ficticias a los que presentaba como reales.

Para saber un poco más

El Mito del escritor viajero
Suplemento Cultura
La Nación
Para acceder, click AQUÍ

Para olvidar a Chatwin
Bariloche 2000
Para acceder, click AQUÍ

La Patagonia de Chatwin
Adrian Gimenez Hutton
Obra imprescindible a la hora de indagar en el recorrido de Chatwin
Para acceder a la oferta, click AQUÍ

















Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Resultados de la búsqueda