martes, 28 de julio de 2009

EVANGÉLICOS: IMPOSIBLE CONFORMAR A TODOS


 ATARDECER en PUERTO del ESTE 
Foto
(C) Marcelo Pesaresi

¡ESTO NO VA!

Días atrás, recibí la visita de una hermana evangélica quién venía a orar por la salud de mi madre. Ni bien ingresó a la cocina, vio sobre la mesa el viejo libro de Manuel Sáenz y Willy Wolf Los Sin Nombre (Macondo Ediciones; 6 edición, 1977) que yo había estado ojeando en un arrebato nostálgico. Con cara como de asco emitió su veredicto: -¡Esto no va!
Manuel Sáenz; Willy Wolf
Los sin Nombre
Portada

¿Por qué esta reacción? Ella no tenía ni idea de lo que el libro narra, jamás antes lo había visto en ninguna parte, pero el solo saber que trataba de ovnis, para ella era satánico. Y lo diabólico no debería ser jamás, parte de una biblioteca dentro de la casa de cristianos.

Sucede que existe una corriente de pensamiento dentro del fundamentalismo protestante, que piensa que las actividades ovnis no son sino, manipulaciones de Satanás. (Ver: Vidal Manzanares; César: Ovnis ¿cuál es la verdad? Editorial Unilit; 1992). Mi amiga, sin darse cuenta o a sabiendas, había ejercido  intolerancia, un conglomerado de sentimientos negativos contra lo que no tenemos afinidad.

Más tarde, le comenté que pensaba escribir algunos artículos sobre pasajes controversiales  destinadas al público en general, específicamente, tratar aquellos versículos de las Escrituras que la ufología crédula utiliza sin más ánimo que, llevar apoyo a las teorías que postulan que en la antigüedad los ovnis volaban sobre las cabezas de los palestinos. Me replicó de inmediato: Espiritualmente, argumentó, no estaba capacitado. Al explicarle que sentía la necesidad de hacerlo para dar la versión de los cristianos,  ella discrepó hasta la porfía.

Insistió, intransigente, que me faltaba “potencia” para encarar una “guerra espiritual” la cuál, sin dudas, me acarrearían muchos problemas y al final, terminaría en un estado de postración socioeconómica miserable. Concretamente, el diablo me cobraría la osadía. Caray, quedé sin palabras, totalmente apabullado.

Al margen sobre si la fenomenología ovni es o no satánica, resulta llamativo el auge del pensamiento intolerante. Minimizar, criticar, ningunear,  invisibilizar o directamente satanizar y suprimir al contrario y sus ideas  o acusándolo de estar consumiendo "mundanalidad"  sigue siendo en el siglo 21 una opción  en muchas  iglesias evangélicas.

Si bien es difícil definir fanatismo (sentimiento recurrente en el ámbito religioso y ateo) se podría decir que es, la falta de habilidad para aceptar conductas, ideas, actitudes que son contrarios los propios. Es  incapacidad para reconocer el derecho del diferente  a existir bajo la luz del Sol, expresar sus ideas o desarrollarse como individuo dentro de su cultura y sociedad.

La intolerancia resulta ser cualquier actitud irrespetuosa hacia las opiniones o características diferentes de las propias y se puede manifestar de modos diversos. A veces sutilmente, como por ejemplo, negar en nombre del laicismo que una paciente de un hospital reciba oración piadosa de parte de una enfermera cristiana o bien, de modo brutal. Tal como las terribles matanzas étnicas en Ruanda del 94. La intolerancia no necesariamente se manifiesta en ámbitos religiosos sino que, rompiendo el corral de lo correcto, se esparce como un virus por todo el mundo para habitar incluso dentro de nosotros mismos. Constantemente tengo que examinar mi conducta porque, como cualquier ser humano, tengo tendencias que me ubican de opositor  y debo moderar en lo posible, a veces no se puede, mi comportamiento.

Es llamativo lo que aconteció hace un tiempo atrás, con el afamado Kaká. El Protestante Digital, un diario electrónico, anunció recientemente, que: la FIFA había prohibido gestos religiosos dentro del campo deportivo ¿por qué?: El detonante fue la celebración de la victoria de los futbolistas evangélicos del equipo de Brasil en la final de la Copa Confederaciones.

Ahora no estará permitido elevar las manos señalando al cielo, tampoco mostrar un mensaje cristiano en la camiseta. Joseph Blatter, presidente de la FIFA (Federación Internacional de Fútbol), ha sido tajante y se ha comprometido a vetar cualquier manifestación religiosa en el próximo Mundial de fútbol, que se celebrará en Sudáfrica en 2010. La gota que ha colmado el vaso de la paciencia de la FIFA ha sido la celebración de la victoria de Brasil por 3 goles a 2 frente a Estados Unidos en la final de la Copa Confederaciones el pasado mes de junio en África del Sur.

Muchos de los jugadores de la selección del Brasil reciente y actual son cristianos evangélicos fervorosos y comprometidos con su fe (entre los que destacan Lucio, Kaká, Edmilson, Zé Roberto, Luisao y Cafú). De hecho, por ejemplo, oran para que no haya lesionados en sus partidos (ni en su equipo ni en el del contrario). Tras la conclusión del partido, los jugadores de la «canarinha» formaron un círculo en el centro del terreno de juego, se abrazaron y recitaron una oración en acción de gracias. Algunos, incluso, se quitaron las camisetas para mostrar mensajes cristianos como «Amo a Dios» o «Pertenezco a Jesús».

Imaginemos por un momento que el equipo contrario tiene en su equipo a otros evangélicos; ¿Cómo  habrían interpretado la actitud de sus hermanos en la fe? ¿Qué Dios tiene preferencia por algunos en contra de otros? La FIFA vio el detalle que los evangélicos no  y terminaron lo que amenazaba convertirse costumbre: hacer gestos de arrogancia religiosa al momento de celebrar, práctica que de afirmarse, puede interpretarse como signos de intolerancia.

La normativa de la FIFA no prohibe los gestos religiosos, pero el reglamento si exige que las camisetas no posean inscripciones políticas, religiosas o personales. Fiel a su exhuberancia, la iglesia evangélica Renacer a la que pertenece Kaká, en vez de reconocer que “los muchachos estuvieron mal” se quejaron considerando discriminación la actitud de la FIFA  y acusaron a la entidad deportiva, de tolerar publicidad de empresas que se ha comprobado, emplean mano de obra esclava. Como si algunas iglesias no tuvieran prácticamente esclavizada la voluntad de algunos miembros. ( ver Colonia Menonita en Argentina) 

La intolerancia hace nido en lo racial, en lo cultural, en la defensa o destrucción del medio ambiente, en la economía, en lo político, en lo deportivo, prácticamente no existe un ámbito donde esta forma de agredir al contrario, no se haya instalado poniendo en riesgo la convivencia pacífica. Incluso los ateos escépticos como Luis Alfonso Gámez no dejan de practicar intolerancia hacia el pensamiento diferente y sin embargo, el esta convencido que hace prevención de la buena. Sin duda, mucho de sus escritos son bienvenidos, pero otros entran en el rango de la intolerancia. Claro, él lo disimula con notas de periodismo científico, pero basta leer algunos artículos, sobre todos los que refieren al creacionismo, para notar la carga negativa hacia los que piensan diferente.
Algunos fanáticos 
Imaginan a Cristo Guerrero 
Poco menos que sosteniendo un arma
Foto
Internet

Hacer equilibrio

Rick Warren, autor del best-seller Una vida con propósito (Editorial Vida) es uno de los líderes evangélicos más acreditados en la actualidad. A tal punto ha crecido su influencia, que esta comenzando a ocupar entre los norteamericanos evangélicos, el lugar dejado por Billy Graham.

Warren está abocado al desarrollo del proyecto PEACE, que pretende luchar contra los grandes problemas de la humanidad: pobreza, guerras, enfermedades, corrupción y analfabetismo. Para que esta intención de llevar algo de bienestar a las masas que sufren, tenga algún éxito, Warren necesita dialogar o participar con miembros de confesiones religiosas diferentes de lo contrario, sin diplomacia, alcanzar beneficencia a la humanidad excluida en regiones apartadas no es posible. Por lo tanto, acepto participar de una importante reunión anual de musulmanes norteamericano. Lejos estaba Warren de imaginar el revuelo que produciría su actitud.

¿Cómo ser la sal del mundo, tan solo interesándose por los problemas de hermanos? (Mateo 5:13) La paz se logra con la participación de todos los involucrados en conflictos independientemente de sus creencias personales o colectivas, parece pensar Warren.

El norteamericano tiene visión amplia de las cosas problemáticas pero no todos comparten su punto de vista. Warren rechazó el diálogo interreligioso, para pasar al «proyecto interreligioso». Entre ambas cosas «hay una gran diferencia», sostuvo. Y explicó: «Hablar es muy barato. Se puede hablar y hablar y no lograr nunca nada. El amor es algo que hacemos. Es algo que hacemos juntos». Cuando los radicales entendieron que se proponía, no faltaron las críticas, pullas y arrebatos de exaltada verborragia en contra.

Warren cree, por ejemplo, que musulmanes palestinos y cristianos protestantes pueden trabajar juntos para hacer que la paz tenga sentido. Si embargo, en un país como Estados Unidos donde la mayoría protestante por cuestiones escatológicas apoyan al Estado de Israel sin siquiera hablar de los errores de un gobierno que en la actualidad se parece más a un matón mafioso que a una representación de la democracia, donde en el maltrato en actitudes, verbales y de hechos es permanente en contra de los musulmanes después del 11 de setiembre de 2001, el mensaje de Warren no podía ser aceptado sin controversia.
 Rick Warren
Pastor Evangélico
El 4 de Julio de 2009 
Disertó en la Convención Anual de la Sociedad Islámica de América del Norte
(ISNA)
Con un gran éxito.
Sin embargo, los protestantes tradicionales lo criticaron 
Y hablaron mal de él, como si fuera poco menos que traidor cuando sus intenciones,
No eran otra cosa que establecer buenas relaciones.
En algunas páginas web se lo identifica como miembro,
De algún siniestro grupo que procura un Nuevo Orden Mundial
Foto
Gentileza

De todas partes le llovieron críticas buenas y también muy malas. Entre las primeras vale la pena citar a Shiran Elkoshairi para quién; la participación de Warren en la convención anual de la Sociedad Islámica de América del Norte cuyas siglas en inglés es INSA; ha sido algo agradable. «Creo que lo que dijo fue fantástico», dijo el musulmán de Virginia. «Históricamente, la cooperación interconfesional fue la forma en que convivimos, pero nos hemos olvidado de ello con el tiempo» agrego.

Entre las invectivas negativas, se puede citar la reacción de los judíos mesiánicos (judíos que aceptaron a Jesús como Salvador y Mesías pero que desean seguir siendo judíos raciales y culturales) quienes se expresaron por medio de su vocero Jan Markell, fundadora de los Ministerios de los Olivos, un grupo judío mesiánico. -Lo siento –dijo Markell algo ofuscada- esa clase de (solución) de llevémonos todos bien no es posible, y lo que él tenía que hacer era decirles la verdad; Pero eso no es lo que hace Rick Warren. Él no dice la verdad, por lo menos no cuando está fuera de su iglesia de Saddleback», agregó. Los judíos mesiánicos se hallan representados en Argentina por el Ministerio al Pueblo Elegido.
Jan Markell
Líder del Ministerio del Árbol de Olivos
No quiere ningún trato con los musulmanes, desconfía de los hijos de Allah
Foto
Gentileza

Warren se encuentra en un dilema. Por hacer el bien, está haciendo mal. La intolerancia de los grupos que priorizan sus ideologías por sobre las necesidades de la población, atenta muchas veces, contra los esfuerzos por alcanzar con ayuda humanitaria al pobre y a establecer la paz.

Tal parece que, a pesar del increíble avance del conocimiento científico y del desarrollo tecnológico, nuestras mentes aún requieren un salto cualitativo hacia la idea  que la tolerancia necesaria para convivir merece el respeto de todos. Es deprimente pensar que miles creen que el diálogo con el opuesto, solo deba encararse bajo el punto de vista de la misión con fines de conversión o bien, mediante la fuerza militar.

¿Sirve para algo el ecumenismo?

Tolerar no significa confraternizar. Yo puedo tolerar por ejemplo, un Testigo de Jehová; conversar con él, compartir tareas laborales, lo cuál no quiere decir que vaya aceptar sus creencias. Yo entiendo al ecumenismo de ese modo. Un reunir de confesiones religiosas para tratar temas de convivencia. Más allá de eso, me parece poco creíble que un católico marianista alguna vez entienda porque los protestantes no aceptamos a María siempre virgen y madre de un solo hijo a menos que intervenga una conversión.

Tolerar no significa entender del todo al pensamiento opuesto, pero si aceptar el derecho a vivir según sus creencias del diferente. Difícilmente yo pueda entender a un santero pero no puedo hacer nada para evitar sus prácticas. Solo predicarle a Jesús y nada más. En esto el ecumenismo sirve para lograr un mínimo de entendimiento. Pero no comparto en absoluto el radicalismo ecuménico de pretender modificaciones a la estructura teológica cristiana evangélica. Para los evangélicos nacidos de nuevo, Cristo es el único camino para llegar al Padre.

Cristo sana y salva no es frase vacía, no es retórica; es fe y compromiso

Recientemente se realizó un encuentro ecuménico entre católicos y protestantes argentinos, que contó con la participación de Kim Phuc, quien cobró triste fama al ser quemada con napalm durante la guerra de Vietnam. El macro encuentro, realizado en el Luna Park de Capital Federal no tuvo buena aceptación en el resto de los evangélicos. Para estos, la iglesia católica debería hacer auto crítica sobre su actuación en contra de los protestantes, quienes durante muchos años fueron “silenciados” y algunos asesinados en Argentina, tal como sucedió con algunos grupos étnicos.

¿Sirvió para algo esta convocatoria? Más allá de las conferencias, reencuentros, fotos y prensa ¿qué aportes hubo para la expansión del evangelio? Algunos ecumenistas deberían  el mandato de Jesús resucitado. Ir por todo el mundo PREDICANDO EL EVANGELIO. ¿Se predicó el evangelio en estas reuniones? ¿Sí? muy bien; ¿no?, muy mal. Otros, por el contrario, entienden el ecumenismo como un servicio social.


Aviones norteamericanos
Atacan con Napalm la aldea Trang Bang donde vivía Phan Thị Kim Phúc

Phan Thị Kim Phúc
8 de Junio de 1972
Fotografía Premio Pulitzer
Nic Ut
Quien trabajaba para Associated Press


Carol Celico y su esposo Kaká
Hace un tiempo atrás abandonaron la Iglesia Renacer
Donde se congregaban
Por estar en desacuerdo con la Teología de la Prosperidad
Que se impartía en ese ámbito con el  fin de recaudar dinero. 
Se presume que el futbolista donó 2 millones de euros.
En la fecha cuando se escribió este post, la pareja no se congregaba.
Obviamente, esta actitud motivó miles de comentarios negativos.
Como si Carol y Kaká no tuvieran derecho a decir NO
A pastores y pastoras que, en opinión del deportista, se interesan mucho en el lucro.
Foto
Gentileza
Noticias Cristianas


La desconfianza rayana a la intolerancia afecto también  a Stephen Harper Primer Ministro protestante de Canadá quien, por participar en una misa católica, debió comulgar. Las criticas, tanto de los católicos quienes vieron su actitud como una profanación y de los protestantes para quienes lo actuado por Harper fue lo más parecido al obrar de un Judas, desemboco en una rechifla que aun perdura y que le costara, sin dudas, votos desde los dos sectores religiosos.
Stephen Harper
Criticado por "colaboracionista"
Al participar en una misa católica
Foto
Wikipedia Commons

Domingo Faustino Sarmiento escribió cuando huía de la intolerancia que más tarde el supo practicar con diligencia, en algún lugar de la cordillera de los Andes que, “las ideas no se matan. Habría que añadirle a esa frase “y no deben esclavizar o matar” ¿Podrá el hombre algún día convivir en paz y con respeto por las ideas de los demás? Tal vez, no se trata de una tarea sencilla. El prejuicio tiene arraigo profundo en nuestra idiosincrasia. Yo lo estoy intentando ¿usted que hará?

M.A. Pesaresi
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Resultados de la búsqueda